Según el último estuido de la Caixa, parece que en España,  para salir de la actual situación debemos cambiar de modelo educativo y enfocarnos más a la formación profesional.

El estudio subraya que la formación para el empleo que incluye la Formación Profesional inicial, la formación continua y la formación ocupacional para parados  aumenta rápidamente en España “y goza de buena salud”, con más de 3.700.000 personas formadas al año.

Sin embargo, sólo 450.000 de estos alumnos cursan estudios iniciales”, apuntó Oriol Homs, lo que implica una tasa muy inferior a la media europea.

En España, superamos la media de Universitarios, pero tenemos deficit de profesionales de FP, al contrario que pasa en otros países económicamente más desarrollados como Alemania.

Fuente: El Economista.

Anuncios